Colombia, campeona en cifras amañadas

Por Rubiela Valderrama Hoyos *

Hemos visto de manera sistemática cómo los gobiernos de turno en este país, y la institucionalidad respectiva, amañan las cifras de acuerdo con sus intereses. Lo vemos en tiempos de elecciones (Registraduría – Consejo Nacional Electoral; ¡votan hasta los muertos!); en tiempos de censos poblacionales (Dane – caso Cartagena; negaban el millón de habitantes); en las cuentas de los asesinatos de líderes sociales (el Ministerio del Interior tiene el descaro de afirmar que son líos de faldas o narcotráfico); y lo vemos ahora en tiempos de coronavirus, cuando el Instituto Nacional de Salud -INS – retiene los datos de los diagnósticos, positivos o negativos, para dar soporte a medidas nacionales contra la pandemia que no perjudiquen a la clase empresarial.

Como ya es bien sabido, los gremios económicos presionan para que se levante la cuarentena y la gente del pueblo salga a producirles su plusvalía, y por supuesto, corriendo todo el riesgo de contaminarse y llevar el contagio a sus hogares y barrios de clase media y baja.

Por eso se inventan un “Aislamiento Preventivo Inteligente” según el cual solo se quedan en casa los adultos mayores y los más vulnerables. Pues bien, hagamos varias preguntas simples al señor presidente; 1. Si las empresas llaman a sus trabajadores, ¿quién cuidará en casa a los adultos mayores y a los niños/as? Si en el hogar trabaja la pareja, ¿quién se quedará a cuidar y mantener todo limpio? Si la mujer es cabeza de hogar, ¿quién le cuidará sus pelaos?, pues no habrá colegios ni empleadas domésticas que se muevan diariamente, porque esto sería todos en la calle.

Pero para garantizar su “Aislamiento Preventivo Inteligente”, el INS, es decir el Gobierno Nacional, que monopoliza la información sobre el virus, no muestra las cifras reales de la pandemia. Se demora en enviar los resultados a ciudades como Cartagena y Cali, donde sus laboratorios han enviado cientos de muestras y no obtienen respuestas del nivel central, o las reciben envían tardíamente.

Haciendo un análisis casero, las cuentas nos muestra la siguiente curva en el país y en Cartagena:

En conclusión, los casos se están duplicando cada seis días de tal forma que a este ritmo tendremos en el país y Cartagena los siguientes casos:

Según lo que observamos en las tablas y gráficas, (análisis casero), la tendencia de lo que está mostrando el Gobierno nos lleva a pensar que los datos el INS no son reales sino amañados.

Dada la rápida expansión del virus, aún con las medidas de cuarentena impuestas, se imaginan ustedes cómo será la cosa si usamos el “aislamiento inteligente”. Creo entonces, que debemos pensar en unas medidas realmente inteligentes y no solo estas medidas económicas y clasistas. No está de más recordar que una economía se recupera en uno o dos años, pero una vida nunca más.

Al cierre de este escrito, el presidente Iván Duque anunció que luego de analizar la situación extendía el confinamiento obligatorio hasta el 27 de abril y las clases en casa hasta el 31 de mayo, y eso está muy bien, pero está claro también que la decisión la toma por la inyección de US$250 millones de dólares que le hizo el Banco Mundial, por supuesto para salvar también al sector productivo, empresarial y financiero.

Esperemos, entonces, que no haya despidos de trabajadores y sean garantizados sus salarios y prestaciones sociales.

* Rubiela Valderrama Hoyos. Feminista, Trabajadora Social, Magister en Estudios de Género, Área Mujer y Desarrollo

 

Comments are closed.

Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial