Acuarela con Q

Por Óscar Eduardo Borja Santofimio *

De la misma manera como se denomina a una pintura diluida ‘Acuarela’, se diluyen los sueños de ingenuos compradores que con el anhelo de adquirir una vivienda para su hogar compraron en el proyecto inmobiliario Aquarela. 

Hoy, la cercanía de la obra con el patrimonio histórico más importante de la ciudad tiene a más de 100 familias en profunda preocupación y tristeza, sin esperanzas de resolver su situación a corto plazo.

Como todos los asuntos judiciales, la demora es el detonante de la angustia; la situación no se resuelve; no demuelen el edificio ni dan orden de ninguna índole; los constructores guardan silencio; a los adquirentes no se les proporciona información y la responsabilidad no tiene lugar en la penosa situación.

Los incautos y confiados compradores a la espera mientras el sueño de obtener una vivienda digna, comprada de manera honesta, se desvanece por las irresponsabilidades de alguien que la justicia no ha podido determinar.

Mientras esto ocurre, las familias que entregaron sus ahorros con el propósito de adquirir un inmueble en planos se sienten defraudadas, sin apoyo del Estado, viendo cómo pasa el tiempo y se diluyen sus proyectos de tener una vivienda.

       * Abogado especializado en Derecho Constitucional y Procesal de la Universidad Libre

DE INTERÉS GENERAL… Haga click ⬇️⬇️⬇️⬇️

 

 

Comments are closed.

Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial