Revelaciones que dan pistas

Por Danilo Contreras Guzmán *

Reveladora resulta la entrevista de la periodista Laura Ardila para La Silla Vacía, del 13 de enero. Resalto tres aspectos de la nota.

El primero hace patente el esfuerzo del alcalde de Cartagena William Dau Chamat por acertar y hacer lo mejor conforme a su leal saber y entender. Además queda claro que no solo esta dispuesto a escuchar, sino que lo esta haciendo. Eso, sin duda, le está ayudando a superar confrontaciones inútiles sin que ello signifique claudicación de la principal de sus banderas, erradicar la corrupción. Esto es bueno pues la ciudad amerita un alcalde en La Aduana, no un veedor. Lo deseable es que Dau institucionalice en la administración una cultura de respeto por el patrimonio público y manejo ético de los recursos, no un régimen de dimes y diretes.

El segundo aspecto es la adopción de una decisión que algunos compartimos y que hemos expresado antes en algunas notas. Es lo relacionado con la suerte de la Asociación Público – Privada -APP – Corredor Portuario – Quinta Avenida de Manga. Al respecto Dau expresó: “Lo que me han dicho personas que saben es que la Quinta Avenida de Manga no va a solucionar el problema porque todo el tráfico va a salir embotellado en un mismo sitio y que además es una vía para abrirle paso a la Sociedad Portuaria. Tronco de negocio. ¿Por qué carajos Cartagena tiene que subvencionar ese tronco de negocio? No es justo. Si la carretera se deteriora por el uso de tractomulas, mi posición es que el peaje lo paguen esos vehículos y no todos los cartageneros”.

En un par de notas he expresado un criterio que coincide bastante con el del alcalde, ya que en mi prescindible opinión, el proyecto Quinta Avenida de Manga es muy probablemente un anacronismo en tiempos de cambio climático y considerando que el mero sentido común indica que le meteremos más pavimento a Manga sin solucionar movilidad que es lo que en teoría se busca.

Es de resaltar que Dau no sataniza per se los peajes, sino que cuestiona la justicia de su pago indiscriminado. En ese sentido propone una tasa progresiva que grave a quienes más se benefician de esa eventual obra, de modo que no se siga martirizando el bolsillo de la ciudadanía en general. La movilidad de Manga reclama viaductos, sí, transporte público y multimodal y -sobre todo – sostenibilidad ambiental para evitar el ecocidio de unas siete hectáreas de mangle, según lo que se ha conocido.

Entre otros aspectos que causan mi inquietud esta el siguiente anuncio: “voy a buscar mediante OPS contratar gerentes de proyectos para todos los grandes proyectos de ciudad. Por decir algo, para el Plan de Drenaje Pluvial”.

El alcalde cuenta en este momento con cierta discrecionalidad para determinar los proyectos estratégicos que materialicen su visión, pero esa facultad tiene límites determinados por proyectos prioritarios en curso y la economía de los presupuestos disponibles. No es deseable que la dirección de cada proyecto se asigne a una OPS por la evidente inestabilidad de esa forma de contratación y porque llanamente hay que entender que los proyectos ameritan institucionalidad que los apalanque.

Esa propuesta reclama que la administración aplicando el viejo aforismo de Napoleón: “vístanme despacio que voy de prisa”, se aplique a una reestructuración y determine allí cuales pueden ser las entidades encargadas de impulsar los proyectos, sin perjuicio de la contratación de especialistas por OPS.

Determinar qué va a pasar con Edurbe es clave. Claudia López en Bogotá ha propuesto crear una entidad, una sola, encargada de los grandes proyectos, y eso que ya cuentan con el poderoso Instituto de Desarrollo Urbano -IDU.

* Abogado especialista en Derecho Administrativo y candidato a Maestría en Derecho con énfasis en Derecho Público.

DE INTERÉS GENERAL… Haga click ⬇️⬇️⬇️⬇️

Comments are closed.

Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial