“Sí es posible hacer política sin necesidad de ensuciarse las manos”: Fernando Carrillo

Como homenaje al desaparecido dirigente político Luis Carlos Galán Sarmiento, en Colombia se celebra cada 18 de agosto el Día Nacional de la Lucha contra la Corrupción, en cuyo marco se llevan a cabo diversos actos con el fin de promover el ejercicio del control social, incentivar prácticas de buen gobierno y contribuir al fomento de la ética pública (leer ‘Con distintos actos se celebra hoy el Día Nacional de la Lucha Contra la Corrupción‘).

Pero el pasado 18 de agosto se conmemoró además el aniversario número 30 del asesinato de Galán Sarmiento, por lo cual el principal evento del Día contra la Corrupción habría de ser un homenaje que el procurador general de la Nación, Fernando Carrillo Flórez, le rindió al inmolado líder.

En el evento, el cual se llevó a cabo en el auditorio Antonio Nariño de la Procuraduría, el representante del Ministerio Público le entregó una placa a la viuda del dirigente político, Gloria Pachón Castro, como tributoa su legado político y social, cuya influencia en el sector estudiantil inspiró el movimiento de la séptima papeleta que lideró la realización de la Asamblea Nacional Constituyente de 1991“.

La placa -señaló Carrillo – es una pieza única para conmemorar el legado de Galán, ya que contiene, en el fondo, “el afiche galanista que ganó tantas victorias, y en primer plano la séptima papeleta que consolidó su gran lucha“. Es, en síntesis, “un homenaje a la fuerza de las ideas.

En un emotivo discurso, Carrillo Flórez manifestó que la placa es un justo  homenaje a la fuerza de las ideas de Galán Sarmiento, ya que gracias a estas nuevas generaciones de dirigentes colombianos, a lo largo de todo el país, adquirieron el uso de la razón política, por lo cual “su lucha vital se convirtió en nuestro más importante referente“.

Para el procurador Carrillo, el gran aporte de la Constitución de 1991, inspirada en gran medida en las ideas de Luis Carlos Galán, fue haber contribuido a la construcción de lo público, demostrando que los particulares no tienen ninguna excusa para evadir los compromisos que tienen como ciudadanos.

En sus sentidas palabras, Carrillo manifestó que si 30 años después del magnicidio aún se reconoce que el legado de Galán está más vivo que nunca es porque este tuvo la capacidad de anticiparse a los problemas que acarrea la defensa de lo público.

Para el procurador, un tributo que hay que hacerle a Galán, de forma perenne, es nutriendo a las nuevas generaciones con su legado, demostrándole que “sí es posible hacer política con ‘P’ mayúscula, sin necesidad de ensuciarse las manos“.

Contexto:

.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial