Cartagena, ¿a punto de quedar sin un lugar donde disponer de sus residuos sólidos?

Durante la presentación del informe sobre la calidad de vida de los cartageneros en el 2017 por parte de los promotores del programa ‘Cartagena Cómo Vamos’, un dato de capital importancia pasó seguramente desapercibido para muchos de los presentes en el centro de convenciones del Hotel Las Américas. Sin embargo, no debió ocurrir lo mismo entre los funcionarios que, por los fines misionales de sus cargos, deben estar atentos a todas las contingencias de sus respectivas áreas.

Y fue el informe sobre cómo, año por año, ha venido incrementándose el número de toneladas de basuras que se producen a lo largo y ancho de Cartagena, y -además – la cantidad de residuos sólidos generados por cada persona de manera individual.

En el año 2013, la cantidad de toneladas producidas en la Ciudad Heroica fue de 352.284; en el 2014 de 378.984; en el 2015 de 406.417; en el 2016 de 436.259; y en el 2017 de 462.177.

Entretanto, en el año 2013 la cantidad de kilogramos producidos por cada persona, en promedio, fue de 1,00; en el 2014 de 1,08; en el 2015 de 1,12; en el 2016 de 1,21; y en el 2017 de 1,24.

Por un lado, se incrementa día a día el número de habitantes de la ciudad y consecuencialmente se producen más desechos; y -paralelamente – se aumenta el número de residuos sólidos que los ciudadanos producen, lo cual lleva a una conclusión sobre la cual debe estar atento el Distrito: la vida útil del actual relleno sanitario de Cartagena es cada vez más corta. O dicho de otra manera: cada vez está más cerca el día en que el parque ambiental Loma de los Cocos, el sitio donde Promotora Ambiental del Caribe y Aseo Urbano de la Costa depositan los desechos sólidos producidos en las tres Localidades del Distrito y sus 15 corregimientos, deba ser clausurado.

Lo que en su momento dispuso el Ejecutivo distrital, en previsión de un hecho que tarde o temprano iba a presentarse, es que el área donde pueden desarrollarse proyectos de disposición final de residuos sólidos es la contemplada dentro de las coordenadas 10º 16′ 21″ norte y 75º 29′ 10″ este.

Allí, como puede apreciarse en cualquier plano de la ciudad, es donde están localizados el Parque Ambiental Loma de los Cocos, donde funciona actualmente el relleno sanitario de Cartagena, y, a su lado, la finca La Concordia, donde varios meses la empresa Tirsa S.A., durante la administración de Carlos Díaz Redondo, operó otro sitio de disposición final de residuos sólidos.

Esta última: la finca La Concordia, fue adquirida por el Distrito de Cartagena con el fin de tener a su disposición un terreno donde depositar sus desechos en un futuro, en virtud de lo establecido en su Plan de Ordenamiento Territorial.

De hecho, ese es el único lugar donde, cuando en el parque ambiental Loma de los Cocos no quepa una basura más, podrán disponerse los residuos sólidos de Cartagena. Pero ello, solo si las autoridades actúan y evitan que el sitio sea totalmente invadido.

Al menos desde de julio de 2016 el Distrito está advertido que, poco a poco, ante la vista de todos, la finca La Concordia viene siendo invadida, a pesar de que el relleno que funcionó en ella no ha sido clausurado. Para esas fechas, una visita realizada por funcionarios de la Secretaría General y de la Oficina de Espacio Público del Distrito, acompañados de representantes de Caribe Verde, el operador del actual relleno, y de la interventoría del servicio de aseo, constataron que en el lote se habían realizado varias precarias construcciones, al parecer por parte de invasores (leer ‘Invasión del lote ‘La Concordia’, otro ‘chicharrón’ heredado del gobierno del ‘Ahora Sí’).

Lo que hoy, dos años después, ha podido saberse es que la Superintendencia de Servicios Públicos Domiciliarios, la Personería de Cartagena y la Interventoría del Sistema de Disposición Final, entre otros, han llamado la atención de la Alcaldía sobre la preocupante situación.

Se trata, como han advertido varias veedurías especializadas, no solo de un problema social, ya que el número de invasores sigue creciendo día a día, sino -además – de salud pública, ya que decenas de familias se están instalando sobre un relleno sanitario sin clausurar y, sobre todo, porque está ocurriendo que Cartagena, por la negligencia de algunos funcionarios, está a punto de quedarse sin lugar donde depositar sus basuras.

No obstante, contrario a lo que sucede en la capital de Bolívar, otra entidad del Estado sí comenzó a actuar. Mediante Resolución No 1480 del 1 de septiembre de 2017, la Corporación Autónoma Regional del Canal del Dique -Cardique – inició un proceso sancionatorio ambiental en contra del Distrito de Cartagena, por su mora en implementar el obligatorio plan de postclausura del lote La Concordia y no haber implementado las acciones debidas para evitar su invasión. Tras la determinación de la autoridad ambiental, el Distrito le presentó un plan que la corporación aprobó con algunas modificaciones.

Nueve meses después: en julio de 2018, la Dirección de Desarrollo Sectorial del Ministerio de Vivienda, Ciudad y Territorio le recomendó al Distrito realizar las gestiones requeridas para evitar que se siga invadiendo La Concordia, así como “las actividades de inspección y monitoreo en el relleno sanitario parque ambiental Loma de los Cocos, para efectos de garantizar la prestación del servicio público de aseo y en específico la actividad de disposición final“.

Entretanto, a pesar de las reiteradas advertencias, siguen llegando invasores al único lote donde podría el Distrito de Cartagena disponer de sus residuos sólidos cuando el actual relleno sanitario agote su capacidad.

 

Noticias relacionadas:

Invasión del lote La Concordia, otro ‘chicharrón’ heredado del gobierno del ‘Ahora Sí’

– Alcalde inspecciona el antiguo relleno de Henequén

– El alcalde Manolo Duque pone en manos de las ías el caso del relleno sanitario de Henequén

– El basurero de Henequén, una bomba de tiempo y un ejemplo de corrupción

– Relleno de Henequén, también ejemplo de uno de los problemas más urgentes que deberá resolver el alcalde

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial