De la mano de Manolo Duque llega a Cartagena un nuevo deporte: el bossaball

bossaball05

No podía ser otro su promotor. Tenía que ser un amante del Deporte como Manolo Duque Vásquez, quien llegó a la Alcaldía de Cartagena después de haber sido durante varias décadas un exitoso narrador y comentarista deportivo en varias emisoras locales, quien trajera a la ciudad el bossaball, una disciplina que combina voleibol, fútbol y gimnasia y, como esta última, es acompañada por notas musicales.

Y sería el barrio Nuevo Bosque, donde muchos de sus habitantes han probado a lo largo del tiempo que tienen una arraigada vocación deportiva, donde Duque y los promotores nacionales del nuevo Deporte habrían de presentarlo en sociedad.

Allí, ante la comunidad tanto educativa como cívica y comunal del populoso barrio, el propio alcalde y varios bossabolistas mostraron las bondades de la disciplina, la cual se practica sobre una colorida estructura inflable que, a diferencia de las canchas tradicionales, tiene la ventaja de poder instalarse en cualquier lugar descampado.

“Fue una verdadera fiesta, no solo deportiva sino además de integración, la que se vivió en la institución educativa Nueva Bosque, y desde ya se vislumbra que el bossaball va a ser acogido en toda la ciudad”, señaló Érlin Cárdenas, quien vive en el barrio Los Cerros pero acudió al evento convocado por la Alcaldía, según dijo, “por simple curiosidad”.

Varios de los asistentes coincidieron en manifestar que el bossaball va a calar entre la comunidad no solo por la vistosidad de la cancha, lo atractivo de su práctica -que incluye saltos acrobáticos sobre unos trampolines y un piso inflable – y, sobre todo, porque la estructura puede trasladarse de lugar con facilidad, permitiendo que se desarrollen eventos competitivos en diferentes barrios e, incluso, a lo largo de la línea de playa.

El alcalde de Cartagena, visiblemente satisfecho por la acogida del nuevo deporte, manifestó que este “ha causado impacto positivo en nuestros jóvenes; los veo contentos, pero lo más importante es tener muy claro que en la medida en que tengamos a nuestros jóvenes ocupados en el deporte, la cultura y la educación, vamos a tener mejores resultados”.

Duque Vásquez señaló además que este evento inicial del lanzamiento del bossaball, que su administración comenzó a implementar como un programa piloto educativo, es “un granito de arena para que los alumnos siempre quieran asistir a clases, aprender y divertirse”.

Al preguntársele cuándo se harían presentaciones similares en otros barrios, el mandatario de los cartageneros respondió que “vamos a ver cómo evoluciona el bossaball y qué tanta acogida tiene para considerar su expansión”.

Por su parte, el presidente de la agencia ‘Marketing Deportivo Internacional’ – MDI, Arieh Guberek Grimberg, principal impulsor en Colombia del nuevo deporte, aseguró que el bossaball “es un deporte incluyente donde no hay discriminación ninguna y tiene un desarrollo curricular que permite evaluar la evolución progresiva de los alumnos”.

Según el conocido empresario, quien maneja la agencia Promesas del Fútbol Colombiano -ProFutcol S. A. y es agente de la Federación Internacional de Fútbol Asociado -FIFA, “llevamos tres años en Bogotá y los resultados son asombrosos, y queremos que Cartagena aprenda a amar este deporte, porque constituye un verdadero aporte pedagógico”.

El bossaball

De acuerdo con lo que puede leerse en Wikipedia, “el bossaball es un juego de equipo desarrollado con elementos de varios deportes: voleibol, fútbol y capoeira. Basado en las reglas del voleibol, se juega sobre una superficie de colchones hinchables y camas elásticas, y permite mayor número de toques y mucha mayor espectacularidad en los saltos”.

Señala la conocida enciclopedia virtual que el nuevo deporte fue “inventado en España por el empresario belga Filip Eyckmans en 2004”, y que su nombre “se ajusta a este deporte dado que la música es un componente importante del juego; de hecho, los jueces del juego se llaman ‘árbitros samba’ y no solo pitan las faltas sino que además sirven de ‘maestros de ceremonias’ y proveen de acompañamiento musical a la acción con la ayuda de un silbato, un micrófono, instrumentos de percusión y un equipo de DJ”.

Según Wikipedia, el bossaball “se juega entre dos equipos de 4 ó 5 personas. El objetivo del juego es conseguir que la pelota toque el suelo en el campo del equipo rival. La altura de la red puede ajustarse para profesionales, mujeres, hombres o niños. A los jugadores nunca se les permite tocar la red y tienen que quedarse al menos con una parte del cuerpo en su propio campo.

Está permitido un máximo de 5 toques para cada equipo (6 para juegos recreativos). Se puede jugar la pelota con cualquier parte del cuerpo, utilizando dos técnicas: a) Toque de vóley: tocar la pelota con las manos o los antebrazos; y b) Toque de fútbol: tocar la pelota con otra parte del cuerpo que no sean los brazos; doble toque permitido (cuenta como un solo toque)

 

Contexto:

 – El deporte bolivarense no se cambia por nada

– Cartagena y Bolívar mostrarán al país porque merecer ser la sede indiscutible de los Juegos Nacionales

– Deportistas de Cartagena y Bolívar, en un buen momento

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial