La SIAB, ¿el más certero crítico de la Administración de Sergio Londoño Zurek?

La Sociedad de Ingenieros y Arquitectos de Bolívar -SIAB – podría convertirse con el paso de los días en el colectivo ciudadano más dispuesto, y con las mejores y más eficaces herramientas, a ejercer control social a la Administración del Distrito de Cartagena.

Así se pudo establecer luego de conocerse que, por votación unánime de sus siete miembros, la Junta Directiva de la filial de la Sociedad Colombiana de Ingenieros decidió renunciar a su condición de integrante del Consejo Gremial de Bolívar.

Este portal supo que fue el propio presidente de la Siab, Jorge Mendoza Diago, quien propuso que la entidad se retirara del Consejo Gremial, contando con el total respaldo de los restantes seis miembros de la Junta. Curiosamente, el gremio había vuelto al comité intergremial, luego de varios años de estar ausente, por el voto del presidente del gremio de los ingenieros y arquitectos. El pasado mes de agosto, estando empatada 3 a 3 la votación por el retorno o no de la Siab al seno del Consejo Gremial, fue el voto de Mendoza el que permitió el reingreso de la entidad.

El gremio de los ingenieros y arquitectos locales, que tiene una historia de 67 años y por disposición legal es órgano consultor de los gobiernos distrital y departamental, se aparta del comité intergremial del Departamento aduciendo falta de tiempo y porque definitivamente no es, como sí lo son los miembros del Consejo Gremial, un gremio económico y en consecuencia un grupo de presión a favor de los intereses del empresariado de Cartagena y Bolívar.

Reunión de miembros del Consejo Gremial de Bolívar.

De acuerdo con fuentes cercanas a la Siab, el presidente de esta entidad, Jorge Mendoza Diago, le comunicó la decisión a la presidenta del Consejo Gremial, Martha Lucía Noguera Angarita, y a su directora ejecutiva, Patricia Galindo Salom, señalándole que, desafortunadamente, durante los últimos días había quedado claro que el gremio de los ingenieros y arquitectos no encajaba con el actual accionar del intergremial. Según una de las fuentes (un miembro de la Siab que pidió reserva de su nombre), “Jorge (Mendoza Diago) argumentó -para el retiro – dificultades con la agenda, ya que como miembros de la Comisión de Curadurías Urbanas de Cartagena tenemos la obligación de revisar con lupa las licencias expedidas, y eso quita mucho tiempo, y además porque no somos un gremio económico y parecemos como ‘mosca en leche’ en las reuniones con funcionarios nacionales y distritales, particularmente en el llamado Consejo Consultivo, ya que es evidente que los intereses del Consejo Gremial no son los mismos nuestros”.

Otra fuente anónima, también miembro de la Siab, puso como ejemplo el caso del proyecto Aquarela, sobre el cual “nuestra entidad tiene un concepto diametralmente opuesto al de los miembros del Consejo Gremial, ya que mientras nosotros, producto de nuestros estudios, creemos que lo mejor para la ciudad es que se revoquen las licencias expedidas, lo que puede hacer legalmente el alcalde, en el Consejo (Gremial) hace carrera la tesis de que las obras deben continuar, ya que de lo contrario se perjudicaría al sector de la construcción y en general a la economía de la ciudad”.

La misma fuente mostró cómo, mientras para el presidente de la Siab “ninguna construcción se puede realizar si no cuenta con la respectiva licencia ni los documentos necesarios para el trabajo”, en clara alusión al escándalo suscitado por las obras que se adelantaron en la Calle Quero de San Diego sin la debida licencia (en la cual se halla envuelta la gerente del Centro Histórico, Ximena Avilán), los gremios empresariales han guardado silencio ante el hecho.

Este portal constató que, en efecto, la Junta Directiva de la Siab es del concepto de que las obras del edificio Aquarela deben ser suspendidas definitivamente, para lo cual coadyuvarán las Acciones Populares interpuestas para tal efecto por el Ministerio de Cultura y por la Procuraduría General. Mientras tanto Camacol Bolívar, el gremio de los constructores, es del criterio de que el proyecto urbanístico debe proseguir, ya que se atentaría contra los intereses de los constructores formales que cumplen -según dice – “al pie de la letra los requisitos legales vigentes, la confianza legítima y la presunción de legalidad de las normas vigentes”.

Conversatorio convocado por la Sociedad de Ingenieros y Arquitectos de Bolívar -Siab.

Pero aunque las razones expuestas -no oficialmente aún – para justificar la salida de la Siab del comité intergremial de Bolívar son las mencionadas, Revista Metro pudo saber que existen otras causas que seguramente no serán enunciadas públicamente, pero que ya son comentadas en corrillos y redes sociales.

De acuerdo con fuentes estrictamente confidenciales, el exalcalde encargado de Cartagena y exgobernador designado de Bolívar, Jorge Mendoza Diago, quien durante la campaña que lo llevó a la Presidencia de la Siab prometió realizar un eficaz control social a los ejecutivos distrital y departamental en cumplimiento de los fines misionales del gremio, tiene serias inquietudes con la forma como se viene manejando la contratación en la Alcaldía de Cartagena y, sobre todo, con la supuesta injerencia que en los procesos contractuales tienen el abogado Ronaldo Figueroa Puello y otras personas muy cercanas al alcalde encargado Sergio Londoño Zurek.

Este portal dialogó con Mendoza y supo que, en efecto, por decisión de los siete miembros de la junta directiva de la Siab “nos retiramos del Consejo Gremial de Bolívar”.

“Estamos en muchos comisiones y comités por mandato de la Ley, y ahora, luego de que se reactivara la Comisión de Veeduría a las Curadurías, lo que veníamos pidiendo desde inicios de este año, tenemos el compromiso de revisar todas las licencias que se expidan y se hayan expedido”, explicó Mendoza la decisión.

“Además”, dijo, “como usted sabe, yo pertenezco a la Junta Directiva Nacional de la Sociedad Colombiana de Ingenieros, y en la actualidad estamos organizando dos eventos iberoamericanos en los cuales participarán ingenieros de 12 países, y para todo se requiere mucho tiempo. Por ello, es claro que no tenemos tiempo para atender adicionalmente obligaciones con el Consejo Gremial, que tiene asuntos muy importantes que afrontar”.

Sobre sus supuestas inquietudes por la comentada injerencia de un contratista y varios particulares en los procesos contractuales del Distrito, Mendoza no negó ni confirmó la versión, pero dejó claro que “cada vez que la Sociedad tenga que pronunciarse sobre temas de ciudad, tenga la seguridad que lo haremos, con rigor y responsabilidad, como lo hemos hecho siempre”.

“De quererlo sus miembros, la Siab podría convertirse en la más certera veeduría ciudadana en materia de contratación y ejecución de obras públicas, ya que tienen los insumos para ello”, manifestó sobre el tema -por su parte – el politólogo Mario Salvador Andrade, director de la corporación ‘El Ojo que Grita’; “por lo pronto, por las posiciones que le hemos visto al doctor Mendoza, es claro que podría ser el más certero crítico de la Administración”.

Los miembros del Consejo Gremial de Bolívar

El también llamado integremial del Departamento está conformado por la Asociación Colombiana de Pequeños Industriales -Acopi; la Asociación Colombiana de Agencias de Viajes y Turismo -Anato; la Asociación Nacional de Empresarios -Andi; la Asociación Bancaria y de Entidades Financieras de Colombia -Asobancaria; la Asociación Hotelera Colombiana -Asotelca; la Cámara Colombiana de la Construcción -Camacol; la Cámara de Comercio de Cartagena -CCC; la Asociación Hotelera y Turística de Colombia -Cotelco; la Federación Nacional de Comerciantes -Fenalco; y la Federación de Distribuidores de Derivados del Petróleo -Fendipetrol.

La junta directiva de la Sociedad de la Siab

Elegidos mayoritariamente por los 186 miembros presentes en la elección realizada el viernes 2 de diciembre de 2016, el mayor número de electores en la historia del influyente gremio, la junta directiva de la Sociedad de Ingenieros y Arquitectos de Bolívar -Siab – está integrada por Jorge Mendoza Diago, presidente; Álvaro Tatis Morales, vicepresidente; Uriel Pájaro Flórez, secretario; Salomón del Río Contreras, tesorero; Eladio Uparela Madrid, fiscal; y Martha Maldonado Acosta y Efraín Marimón Matorel, vocales.

Contexto:

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial