“Lo que se haga en la Serranía de San Lucas será lo concertado con la comunidad”: D. Turbay

La Serranía de San Lucas, una formación montañosa localizada en los departamentos de Bolívar y Antioquia, en el extremo norte de la Cordillera Central, con una extensión de 16 mil kilómetros, con límites por el oriente y el sur con el curso medio del Río Magdalena, por el occidente con el Río Cauca, y con el sur occidente con el Departamento de Antioquia, estaba llamada a ser declarada como zona protegida, por decisión unilateral de la Dirección de Parques Nacionales Naturales de Colombia.

Con el argumento de que la región “tiene más de 350 mil hectáreas de bosques con una gran biodiversidad que congrega diferentes especies vegetales y animales que vienen de las regiones Andina, Caribe, de la Orinoquia, e incluso hay especies de la zona central de América”, como señaló en su momento su entonces directora encargada, Carolina Jarro Fajardo, la entidad estatal decidió iniciar acciones para lograr su preservación, para lo cual se prohibiría en la zona todo tipo de actividad económica.

No obstante, durante el último Encuentro Ambiental y Minero del Sur de Bolívar realizado este viernes 6 de octubre en el municipio de Mompox, se acordó que cualquier decisión sobre el futuro de la Serranía de San Lucas será tomada con la participación activa y determinante de los voceros de la comunidad y no de forma unilateral como se alcanzó a anunciar tras las declaraciones de la funcionaria (leer ‘Serranía de San Lucas, entre Antioquia y Bolívar, será zona protegida).

El gobernador Dumek Turbay agradeció al Gobierno Nacional haber aceptado su invitación a dialogar con la dirigencia del Sur de Bolívar.

Ya el primer anuncio en ese sentido lo había hecho el gobernador de Bolívar, Dumek Turbay Paz, durante el foro ‘El Sur de Bolívar: un Yacimiento de Oro para el Desarrollo’ realizado el pasado 23 de agosto en Cartagena. En esa ocasión, el mandatario de los bolivarenses manifestó su rotundo rechazo a “la posibilidad por parte de Parques Nacionales de declarar a la Serranía de San Lucas como parque natural nacional”, ya que “esto último atentaría contra miles de familias que habitan en la zona, toda vez que la medida no permite ninguna clase de actividad económica en la región”, entre esta “la minería que de manera ancestral se ha convertido en el principal sostén del núcleo familiar de municipios con tradición minera” (leer ‘“Serranía de San Lucas no debe ser considerada Parque Natural”: Gobernador Turbay).

Y -finalmente – la unilateral determinación de Parques Nacionales Naturales de Colombia fue echada hacia atrás. Durante el Encuentro Ambiental y Minero, el ministro de Minas y Energía, Germán Arce Zapata; el viceministro de Medio Ambiente, Carlos Alberto Botero; la directora nacional de Parques Naturales, Julia Miranda Londoño, y la presidenta de la Agencia Nacional Minera de Colombia, Silvana Habib Daza, decidieron que el futuro de la Serranía de San Lucas será definido de manera concertada, con la participación de todos los sectores involucrados, luego de escuchar los argumentos de Turbay Paz, de los alcaldes del sur de Bolívar y Antioquia y de los líderes de varias de las asociaciones mineras que participaron en el evento.

Visiblemente satisfecho por la decisión, el gobernador Turbay declaró que, tras el anuncio de que la Serranía de San Lucas sería declarada reserva natural sin tener en cuenta los reales intereses de la región, se acordó que no se tomará ninguna decisión sin la participación de las comunidades y las autoridades locales.

“Destruimos la desinformación. Hoy ha quedado claro cuál es el proceso. Parques Naturales ha señalado de manera absolutamente vehemente que es un proceso de construcción colectiva, en consenso con las comunidades, determinando una ruta de entendimiento, de discusión, de diálogo permanente, con autoridades y ciudadanos”, expresó Turbay.

“Entendemos las responsabilidades que tenemos en el territorio”, indicó sin embargo el gobernante; “se tiene que cuidar el medio ambiente”, ya que “hay una fauna y una flora que necesita de nosotros, y lo más claro es que todo lo que hagamos”. Para Turbay, es claro que el atropello a la fauna y a la flora podría traducirse en la afectación de nuestras vidas, y por ello hay que evitar que ello suceda. “Tiene que haber un justo equilibrio”, aclaró, y eso, justamente, “es lo que ha quedado claro: no habrá decisiones de un plumazo; no hay imposiciones, y esa es una de las grandes conclusiones de esta reunión”.

La Ruta de la Socialización

Tras el desarrollo del Encuentro Ambiental y Minero del Sur de Bolívar, el ministro de Minas y Energía, Germán Arce, se refirió a lo que denominó ‘Ruta de Socialización con las Comunidades’, el cual se desarrollará en cada uno de los municipios del área de influencia de la Serranía de San Lucas, con el fin de que cada una de las partes involucradas exponga sus inquietudes.

“Con la doctora Julia Miranda, que dirige Parques Nacionales, y quien ha obtenido información durante ocho años de la Serranía de San Lucas, nos comprometimos a hacer una ruta de socialización que permita contarle a cada uno de estos territorios cuáles son las complejidades y desafíos que tenemos que restaurar para un diálogo franco, y que esto nos permita una ruta de salida para proteger este ecosistema y atender las necesidades de las comunidades que se van a ver impactadas en la decisión que se pueda tomar”, manifestó Arce.

Recalcó el ministo que “no estamos en la decisión excluyente de minería sí o minería no; nosotros creemos que sí hay una minería que se pueda hacer, no en todas partes y no de cualquier manera, y ese es el ejercicio que se está trabajando tanto con las autoridades ambientales como con las regionales”.

NOTAS RELACIONADAS:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial