Para el colectivo Control Visible, la Procuraduría Regional tambien es negligente e inoperante

 
.

Durante la presentación del informe de los “180 días de la Procuraduría Ciudadana”, como se llamó a la rendición de cuentas de la Procuraduría General de la Nación en cabeza de su titular, Fernando Carrillo Flórez, llevada a cabo en el paraninfo de la Universidad de Cartagena, tras realizar un breve análisis al número y tipos de procesos que en la actualidad se surten en la Personería del Distrito, las Contralorías Departamental y Distrital y las Procuradurías Provincial y Regional, el director ejecutivo del colectivo Control Visible, Jair Baleta Iriarte, manifestó, dirigiéndose al procurador general: “con los aliados que usted tiene en Bolívar y Cartagena, doctor Carrillo, perdemos la guerra que usted le ha declarado a la Corrupción”. Y remató con decisión y valentía haciendo un contundente petición: “limpie ya la casa, señor procurador”.

Durante su intervención, ante Carrillo Flórez, antes los procuradores delegados para la Descentralización y Entidades Territoriales, Myriam Méndez; para la Moralidad Pública, Olga Lucía Alfonso; para la Vigilancia Administrativa, Giancarlo Marcenaro; para la Salud, Protección Social y Trabajo Decente, Luis Adolfo Diazgranados, y para Asuntos Ambientales y Agrarios, Gilberto Blanco; y ante los procuradores Provincial y Regional, el líder cívico fue enfático en señalar que la negligencia, el desgreño y la inoperancia eran el lugar común en la Personería de Cartagena y las Procuradurías y Contralorías de Cartagena y Bolívar.

Y ello, según dijo, con base en información oficial obtenida de las cinco entidades, en algunos casos a regañadientes, ya que hubo que recurrir a acciones de tutela para que las entregaran como es un deber legal y constitucional (leer En la Procuraduría Provincial hay 137 procesos aún en etapa de ‘indagación preliminar’…,  ‘Solicitan a la CGR que realice control excepcional a la Concesión Vial de Cartagena,  ‘La Personería no ejerce la potestad disciplinaria que la Ley le impone”: Control Visible,  y  ‘En la Contraloría Distrital hay un carrusel de procesos engavetados”: Colectivo Control Visible‘.

De acuerdo con lo que se pudo establecer, el procurador, tras conocer la información sumistrada por el colectivo Control Visible y la serie de cuestionamientos a la Personería de Cartagena y las Procuradurías provincial y regional realizados por otros dirigentes, entre ellos el expersonero Neil Fortich Rodelo, se mostró muy preocupado por los pobres resultados del Ministerio Público en Cartagena y Bolívar.

El balance de la Procuraduría Regional de Bolívar, según el director de Control Visible, Jair Baleta, es de 317 procesos disciplinarios activos desde el año 2013 y hasta la fecha, de los cuales 268 se encuentran en etapa de ‘indagación preliminar’, 48 en etapa de ‘investigación’ y solo uno en etapa de ‘al despacho para fallo de primera instancia’, de acuerdo con la información acopiada por el colectivo.

Vistas bien las cosas, sin embargo, es evidente que la Procuraduría Regional de Bolívar “ha sido negligente, inefiente e ineficaz en relación con su función preventiva y sancionatoria”, señaló Baleta Iriarte, ya que “de 2013 hay siete procesos: tres en etapa de ‘indagación preliminar’ y cuatro en etapa de ‘investigación’; de 2014 hay 13 procesos: dos en etapa de ‘indagación preliminar’ y 11 en etapa de ‘investigación’; de 2015 hay 41 procesos: 21 en etapa de ‘indagación preliminar’: 19 en etapa de ‘investigación’ y solo una, como se dijo, ‘al despacho para fallo de primera instancia’; de 2016 hay 154 procesos: 141 en etapa de ‘indagación preliminar’ y 13 en etapa de ‘investigación’; y de este año hay 102 procesos: 101 en etapa de ‘indagación preliminar’ y uno en etapa de ‘investigación'”.

“El ente de control disciplinario no solo es negligente enfatizamos, sino que es irresponsable, ya que que viola los principios que gobiernan la acción disciplinaria, establecidos en el artículo 94 de la Ley 734 de 2002 o Código Disciplinario Único, y el artículo 3º del Código de Procedimiento Administrativo y de lo Contencioso Administrativo, tales como celeridad, eficacia y economía, entre otros”, reclamó el líder cívico.

En declaraciones a Revista Metro, Jair Baleta manifestó que “pareciera que estos órganos de control en Cartagena y Bolívar: el disciplinario y el fiscal, están cortados por la misma tijera, ya que sus muy pobres resultados son muy similares, y no entendemos cómo en una ciudad donde los escándalos de corrupción son el pan de cada día no se impongan las debidas sanciones”.”Cómo es posible” -recalcó – “que 268 procesos aún se encuentren congelados o estancados en etapa o estado de ‘indagación preliminar’ entre los años 2013 al 2017, no obstante que la Ley 734 de 2002 o Código Discplinario Único establece claramente -como ya hemos dicho – que esta etapa tiene una duración de seis meses y culminará con el archivo definitivo o auto de apertura, y que solo podrá extenderse otros seis meses más cuando se trate de investigaciones por violación a los Derechos Humanos o al Derecho Internacional Humanitario, que no es el caso de estos procesos de acuerdo con lo que hemos podido indagar”.

Según Baleta, él y otros miembros del colectivo que dirige se reunieron con el procurador general y varios de sus delegados y les dijeron que “es inadmisible que 48 procesos entre el año 2013 al 2017 aún se encuentren en etapa de ‘investigación’, a pesar de que el artículo 156 del estatuto disciplinario establece con precisión que la etapa de investigación tendrá un término de seis meses a partir del auto de apertura, en la cual el juez disciplinario formulará pliego de cargos o archivará las investigaciones”.

“Les dijimos además que es escandaloso que de 317 procesos iniciados entre el 2013 al 2017 solo uno se encuentre en el despacho para fallo de primera instancia”, aseguró.

En sus declaraciones, el joven abogado manifestó que su interés y el de todos los integrantes de Control Visible es el de lograr que “los entes de control con jurisdicción en Cartagena y Bolívar no defrauden a la ciudadanía sino, por el contrario, nos devuelvan la confianza perdida”.

La respuesta del procurador

Frente a las denuncias sobre supuesta negligencia, desgreño e inoperancia de sus agentes en Cartagena y Bolívar, el procurador general, Fernando Carillo, aseguró que “esa lógica irracional de archivar procesos o de congelarlos para favorecer a los amigos o para perseguir a los enemigos va a llegar a su fin”.

“Tenemos un compromiso con la ciudadanía de seguir adelante, de nombrar las personas más idóneas al frente de las procuradurías regionales y provinciales (…) en el 80% del país han llegado nuevos procuradores y Cartagena no va a ser la excepción”, advirtió.

 

Contexto:
.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial