El Concejo de Cartagena también se suma a cruzada contra la pobreza extrema

 

Por iniciativa del concejal William Pérez Montes, el investigador Jhorland Ayala García presentó en la sede de la corporación edilicia el más reciente estudio del Banco de la República sobre desigualdad social e inequidad en la capital de Bolívar, denominado ‘Cartagena libre de pobreza extrema en el 2033’.

Y, al igual que la mayoría de los participantes en el foro ‘Cartagena incluyente para erradicar la pobreza’ realizado un día antes en las instalaciones del diario El Universal, los cabildantes se mostraron dispuestos a trabajar por erradicar la extrema pobreza en la Ciudad Heroica.

En la sesión de ayer, además de Ayala García, quien es economista del Centro de Estudios Económicos Regionales -CEER – del Banco de la República, participaron también el gerente local del mismo banco, Jaime Bonet Morón; el decano de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad Tecnológica de Bolívar, Daniel Toro; el director del Laboratorio de Investigación e Innovación en Cultura y Desarrollo de la misma universidad, Aarón Espinosa Espinosa; y el director del Observatorio del Mercado Laboral de Cartagena y Bolívar, Dewin Pérez.

Asimismo, participaron varios funcionarios del Distrito, entre ellos el director del Plan de Emergencia Social -PES – Pedro Romero, Javier Emilio Lora; y la coordinadora local del programa ‘Familias en Acción’, Claudia Anaya Marín.

El concejal William Pérez, al explicar las razones por las cuales propuso conocer las conclusiones del estudio del Banco de la República de los propios labios de uno de sus coautores: el economista Jhorland Ayala, manifestó que este tiene como el que más los conocimientos, la experiencia y la autoridad moral para hablar de pobreza extrema ya que la conoce de manera directa “porque vivió en Henequén y fue reciclador”.

Los concejales también le apuestan a trabajar por combatir la exclusión y la inequidad en Cartagena.

“Sí hay con qué”: Bonet Morón

En una breve intervención, el gerente del Banco de la República en Cartagena, Jaime Bonet Mora, contrario a lo manifestado -con pesimismo – por varios dirigentes locales, aseguró con optimismo que los recursos para reducir sustancialmente la pobreza y erradicar definitivamente la pobreza extrema en la capital de Bolívar sí es posible conseguirlos, así como se hizo con el Sistema Integrado de Transporte Masivo -SITM –  de Cartagena, Transcaribe, que es financiado por los Gobiernos nacional y local y el sector privado, en gran parte con empréstitos del Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo -BID. En el caso de la cofinanciación por parte del Distrito, -como se recordará – se pignoró la sobretasa de la gasolina.

“Hay que invertir $1.9 billones”: Ayala García

De acuerdo con el estudio ‘Cartagena libre de pobreza extrema en el 2033’, realizado por Jhorland Ayala y Adolfo Meisel, para acabar la pobreza extrema en Cartagena se requiere invertir por lo menos $1.9 billones en la identificación, protección y reubicación de la población en zonas de riesgo no mitigable; el mejoramiento de la calidad del recurso humano local, la disminución de las tasas de deserción y la inasistencia escolar; el mejoramiento de las cifras de empleo y la disminución de la informalidad; la accesibilidad médica con una red de hospitales de primer nivel; la construcción de las vías y los parques que hacen falta en Cartagena, entre otras acciones.

Entre otras posibilidades, Ayala y Meisel proponen que se gestione un crédito con el Banco Interamericano de Desarrollo, a 25 años, con una tasa de alrededor del 2,11% anual. “Sería importante comprometer al Gobierno nacional para conseguir recursos y erradicar la pobreza extrema. No esperemos que ocurra un desastre como el de Mocoa”, reclamó Ayala.

“Hay que apostarle al empleo digno y a la inversión social”: Espinosa

Para el director del Laboratorio de Investigación e Innovación en Cultura y Desarrollo de la Universidad Tecnológica de Bolívar, Aarón Espinosa, de la investigación de Ayala y Meisel debe destacarse que los cuatro principales factores que explican la exclusión en Cartagena son la pobreza por ingresos, la pobreza extrema, la mortalidad infantil y el embarazo adolescente.

Por ello, Espinosa propuso el diseño de un conjunto de políticas integrales que tengan en cuenta esos factores, con el fin de impactar positivamente en los grupos poblacionales afectados.

Según el docente e investigador, debe desarrollarse una política de empleo digno y aumentarse “la inversión social, que ha venido disminuyendo en el Distrito”.

“El Distrito viene haciendo lo suyo”: funcionarios

El director del PES, Javier Emilio Lora, tras mostrarse sorprendido con las cifras expuestas por Jhorland Ayala, manifestó que la Administración distrital adelanta acciones puntuales de cara a disminuir los índices de pobreza y mejorar la calidad de vida de los cartageneros, entre ellas las jornadas gratuitas de identificación, la entrega de documentos, la afiliación a la salud y la implementación de esquemas completos de vacunación; de igual manera, la asistencia a controles de crecimiento y desarrollo a niños de hasta los 2 años.

Por su parte, la coordinadora local de ‘Familias en Acción’, Claudia Anaya, señaló que, a corte 31 de mayo, se ha atendido una población de 71.919 familias en materia de superación de la pobreza, y aclaró que se ha hecho no solamente con dinero sino además mediante el apoyo en salud y educación en niños de hasta seis años.

La funcionaria indicó, asimismo, que el programa que coordina cuenta con un componente de bienestar comunitario que busca impulsar procesos de fortalecimiento de las capacidades individuales y colectivas de los participantes, apuntando al acceso y la cobertura de la oferta educativa y de salud.

“Debemos cambiar el rumbo y aportar todos”: concejales

Para el concejal Vicente Blel Scaff, el debate realizado sobre la pobreza que afecta a más de 300 mil cartageneros es de capital importancia, ya que se trata de uno de los más graves problemas de la ciudad “y hay que buscarle solución de manera pronta y efectiva”.

“Sabemos que en Colombia, ni siquiera el salario mínimo alcanza para vivir, mientras hay mucha gente que vive con menos de $140 mil en el mes”, manifestó Blel. Y por ello, dijo, “debemos ser “conscientes de que debemos cambiar el rumbo para mejorar los resultados”.

Por su parte, el concejal citante, William Pérez Montes, tras lamentar que los alrededores de la Ciénaga de la Virgen, el Cerro de Albornoz y las faldas de La Popa, entre otros, sean lugares que se pueden mostrar como ejemplos de zonas en las que las políticas públicas contra la pobreza han sido un rotundo fracaso, manifestó que “para erradicar la pobreza extrema todos debemos aportar”.

Para Pérez, es inconcebible que, a pesar de que Cartagena es una de las ciudades que más aporta al PIB de la Nación, gracias a sectores como la industria petroquímica y el turismo, es la segunda ciudad con mayores índices de exclusión social entre las 13 ciudades más importantes de Colombia.

Contexto:

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial