Dumek Turbay y Juan Carlos Gossaín, ¿de aliados a contradictores?

dumek-jcgossain

El 28 de octubre de 2015, el entonces gobernador de Bolívar, Juan Carlos Gossaín Rognini, recibió la visita del gobernador electo, Dumek Turbay Paz, en lo que fue el inicio formal del proceso de empalme entre las administraciones saliente y entrante.

Ese día, durante el encuentro, tanto Gossaín y Turbay como los miembros de la Comisión de Empalme, en representación de las administraciones de ida y de venida, mostraron total disposición a desarrollar un proceso con absoluta cordialidad y camaradería. Tanto, que uno de los secretarios salientes declaró, al término de ese primer encuentro, que todos “estamos contentos porque es evidente que con Dumek Turbay es seguro que Bolívar seguirá avanzando con un modelo ganador”, haciendo un juego de palabras con los lemas de los dos gobiernos.

Dos meses después, el 29 de diciembre, durante la ceremonia de transmisión de mando, el nuevo mandatario le confesó a su antecesor que “aprendí mucho durante el periodo en que fui funcionario de su Gobierno, y por eso vamos a seguir por esa senda del éxito”.

En respuesta, el saliente gobernante reconoció ante los asistentes que no tenía dudas de que la Administración de Turbay iba a obtener más logros que la suya. “No tengan dudas, que yo no las tengo”, declaró Gossaín en un emocionado discurso, “Dumek será mejor”.

Durante la reciente Cumbre de Comunicación Política que se llevó a cabo en Quito, Ecuador, se anunció que el próximo evento se realizará en Cartagena, Colombia, gracias al generoso auspicio de la Gobernación de Bolívar. El propio mandatario de los bolivarenses, Dumek Turbay, en carta dirigida al presidente de la Cumbre, Daniel Ivoskus, ofreció su total respaldo a la Cumbre de Cartagena, cuya organización estará a cargo de la empresa de consultoría ‘Diálogos Urbanos’ a la cual pertenece Juan Carlos Gossaín.

vargas-jcgossainFue -pues – una luna de miel de casi un año la que alcanzaron a vivir los dos dirigentes políticos. Al menos, fueron casi 12 meses de cordiales relaciones entre dos líderes que tienen en común mucho más que sus orígenes liberales.

Pero esa luna de miel entre Turbay y Gossaín, o esa época de relaciones cordiales, acaba abruptamente de terminar. O al menos, así podría colegirse de la respuesta del actual gobernador a una pregunta de la editora de ‘La Silla Caribe’ sobre cómo eran sus relaciones con el exmandatario. “No existen”, fue lo que contestó Turbay sin pensarlo dos veces. Y claro está, en los corrillos políticos de Cartagena la comidilla ha sido -desde entonces – el supuesto desencuentro de los dos dirigentes liberales.

Con el fin de indagar sobre este último hecho, este portal abordó a varios funcionarios y exfuncionarios de la Administración Departamental, y finalmente dialogó con Turbay y Gossaín.

Para la mayoría de las fuentes consultadas, nada indica que exista un distanciamiento entre el mandatario actual y su antecesor. “Yo supe que Dumek (Turbay) no había ido al evento con Vargas (Lleras), pero creí que era porque al mismo tiempo había otros eventos igualmente importantes; incluso, lo que me pareció raro fue que no haya ido a Bogotá a la firma del nuevo acuerdo”, manifestó una fuente que pidió reserva de su nombre. “A mí me dijeron que el vicepresidente había invitado a Juan Carlos (Gossaín) no solo a Turbaco sino después a otros actos en Atlántico, La Guajira y El Cesar, y la verdad que eso sí fue una sorpresa, ya que ellos no tenían las mejores relaciones, como dijo La Silla (Caribe). Pero que no haya ido Dumek, la verdad que no me sorprendió”, señaló por su parte otra fuente.

El hecho es que Gossaín no solo acompañó al vicepresidente Germán Vargas Lleras a varios actos públicos e, incluso, había almorzado con él en Barranquilla, como lo reveló La Silla Caribe, sino además a varios eventos privados una vez finalizada su gira por la Región Caribe. En la noche, en una velada que se prolongó hasta la una de la madrugada, el exgobernador, acompañado de su esposa, Ana Elvira Gómez, departió animadamente con Vargas Lleras y su esposa Luz María Zapata, y con el empresario Arturo Cepeda y su esposa Alicia Piñeres Martelo, durante una cena en el restaurante Harry Sasson del hotel Santa Teresa.

gossain_turbay_mando1“Tengo las mejores relaciones con Dumek”: Gossaín

Sobre la respuesta del gobernador Turbay a La Silla Caribe que tanto llamó la atención de tirios y troyanos, el exmandatario manifestó que muy seguramente su antecesor “quiso referirse al tema político y administrativo, pero no al tema personal”, ya que, según dijo a este portal, “con Dumek sigo teniendo buenas relaciones”, aunque es claro que, tal como lo prometió al entregar su mandato, “no intervengo para nada en el Gobierno”. Al instalar la Comisión de Empalme, en efecto, Gossaín declaró que “el respeto frente al gobierno ajeno se llama silencio”, y señaló que eso “es lo que haré a partir del 2016”.

El exmandatario recordó que recientemente compartió con Turbay y parte de su gabinete, durante el Encuentro Regional de Oportunidades y Negocios convocado por Pro Bolívar, y allí se evidenció que sus relaciones eran de lo más cordiales. Asimismo, señaló que luego, en Turbaco, cuando el vicepresidente lo invitó a compartir tarima, lo primero que hizo fue “reconocer que el municipio fue un ganador y que ahora avanza”.

No obstante, Gossaín señaló que es frecuente que “en los gobiernos haya gente con agenda propia, que se aprovecha de la perturbación que suelen causar en las administraciones eventuales malentendidos”, y que ello ha podido suceder en esta ocasión.

“No hay ningún distanciamiento con Juan Carlos “: Turbay

Al abordársele para saber si su respuesta a La Silla Vacía debía interpretarse como un ruptura política o personal con su antecesor, el gobernador señaló enfáticamente que “con Juan Carlos no hay ningún distanciamiento”. “Lo que dije sobre que no existe ninguna relación es porque él, como se sabe, ha querido mantenerse distante del Gobierno, pero no debe asumirse que hay diferencias de ninguna naturaleza, porque ello no es así”.

Sobre su concepto por el hecho de que el vicepresidente no lo haya invitado a unos actos públicos en Turbaco, Turbay se limitó a callar y a hacer un gesto que el reportero interpretó como de desaprobación. A La Silla Vacía, el mandatario le dio entender que le hubiera gustado que lo invitaran.

¿Por sus posiciones con respecto al acuerdo de paz?

Al margen de que las relaciones entre Turbay y Gossaín puedan haberse enfríado o no, como se viene discutiendo en los corrillos políticos, lo que sí parece innegable es que el vicepresidente Germán Vargas Lleras no mira con buenos ojos al mandatario de los bolivarenses.

De acuerdo con lo que suponen diversos analistas, la causa principal de ese hecho es que mientras Vargas mantuvo una actitud por lo menos fría con respecto al proceso de paz que se adelantó en La Habana, y luego respaldó sin ningún entusiasmo, a regañadientes, el Sí al plebiscito, Turbay fue un decidido impulsor del voto positivo, aún desde antes de que se aclarara que los funcionarios sí podían expresar públicamente sus preferencias en materia de acuerdo.

Esa circunstancia, sumada al hecho de que Turbay tiene un claro compromiso con el Partido Liberal, y que mantiene una cercanía con el director del Departamento Nacional de Planeación -DNP, Simón Gaviria Muñoz, con quien -por lo que ha podido establecerse – Vargas Lleras tiene profundas contradicciones, podrían ser las causas de la actitud del vicepresidente con el gobernador.

Contexto:

– “Los logros del Bolívar Ganador deben continuar”: Dumek Turbay

– Bolívar, a proseguir avanzando por un sender ganador

– Bolívar aprendió a ser ganador, avanzó y está listo para ser sede de las próximas justas

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial